Crónica: The Rapture y su fiesta


Lugar: Sala Heineken (Madrid)
Promotor: Hilfiger
Ciclo: Hilfiger Denim Music
Nota: * * * 1/2
Fotografía: Feiticeira.org

Curioso disfraz le pusieron a la madrileña sala Heineken este último jueves la gente de Hilfiger Denim, era su fiesta y todo tenía que lucir perfecto para la presentación de esta línea de ropa.
A pesar del considerable grueso del cartel que estaba programado para esa noche nosotros nos plantamos en la pista para dos de los directos:
Los primeros, a las 10.30, Cut Your Hair la última apuesta ganadora de Mushroom Pillow (que os recuerdo estarán en Nasti en diciembre para nuestro aniversario). Desde Barcelona en su formato 3+1 (con nuevo compañero responsable de las baquetas) y por primera vez en Madrid con un set de unos 45 minutos, consiguieron reunir a bastante gente en la pista con bastantes interesados y seguro que más de un fan nuevo. Pop de guitarras, aunque limpias, y con mucho espíritu juvenil (tanto que menuda sorpresa la mía al enterarme que juegan en la sub-21 del pop nacional). Momentos cumbres, los hubo, y como no podía ser menos fueron los tres únicos temas que por ahora han publicado, en su Myspace, en especial el Utah in Pictures. Además, seguro se llevan alguna anécdota graciosa como lo del apoyo para la guitarra...
Tras nuestra desaparición y posterior vuelta a los conciertos era el turno para otros debutantes en Madrid, esta vez desde Nueva York, turno para The Rapture.
Imposible bajar a la pista de la sala, así que una vez situados entre barras, The Rapture iniciaron una traca de hits que conformaron un setlist acertado aunque de disposición bastante extraña. Al poco de subirse al escenario consiguieron un grito colectivo  con su tema Whoo! Alright-Yeah...Uh huh donde se desató el bailoteo, aunque los mayores y más efusivos recibimientos se los llevaron House of  Jealous Lovers y Echoes (seguidas, como en el álbum) y como no, su último single How deep is your love? donde sí que se metieron al público en el bolsillo definitivamente. Baile, guitarreos con ritmos tachables de 'groovies', un saxo que proporcionó momentos de locura y un cencerro que hipnotizó a todo el presente, primera visita con aprobado alto para los de NY.
Related Posts with Thumbnails